15.8 C
Buenos Aires
InicioEconomíaEn el mercado prevén una suba leve de los dólares paralelos durante...

En el mercado prevén una suba leve de los dólares paralelos durante los próximos días

El dólar blue acentuó el martes su rebote al subir $20 y cerrar en $1.035, su mayor valor en el último mes y medio, auque durante la rueda tocó $1.040,  en tanto que las divisas financieras, Contado con Liquidación y MEP también finalizaron con tendencia alcista. Los analistas atribuyeron el despertar de los dólares paralelos a un combo de factores, y prevén que puede haber más volatilidad en lo que resta del mes si empeora el contexto internacional.

Tras varias semanas de calma cambiaria, los especialistas atribuyen el repunte de los dólares libres a un mix de menor liquidación de los exportadores que genera menos oferta por el dólar blend que permite canalizar el 20% de lo que se liquida a valor CCL, y eso impulsa la cotización, la reciente baja de la tasa monetaria, y un clima internacional adverso para mercado emergentes como Argentina por el aumento de la aversión al riesgo ante la escalada del conflicto entre Irán e Israel.

En este marco, los analistas estiman que durante la segunda quincena del mes el blue se mantendrá por arriba de $1.000 y podría rondar a fin de mes en torno a $1.020 si el conflicto entre Irán e Israel no se intesifica o más cerca de $1.100 si el enfrentamiento escala, en tanto creen que que el rumbo del CCL dependerá principalmente del flujo de liquidación de la cosecha gruesa.

Dólares paralelos: las causas del rebote

El analista financiero Gustavo Ber señaló que «el reacomodamiento de los dólares financieros y libre de las últimas ruedas se origina principalmente por la menor operatoria del mercado cambiario y el contagio por la devaluación de las monedas emergentes dentro de un clima global de flight-to-quality (vuelo a la calidad) , así como de la fuerte escalada de las tasas del bono de Estados Unidos a 10 años por crecientes preocupaciones sobre la dinámica de la inflación, acentuada además por el repunte del petróleo y los commodities».

En sintonía, Pablo Repetto, jefe de Research de Aurum Valores, atribuyó la reciente escalada de los dólares paralelos a «la situación internacional más complicada, la devaluación del real que acelera la marcada apreciación del peso, y un proceso de atraso cambiario que se va consolidando y que empieza a generar un grado de duda respecto de si se va a poder seguir manteniendo».

Por su parte, Sebastián Menescaldi, director de Eco Go, opinó que el repunte de los dólares financieros «responde al tema internacional, lo que se ve es incertidumbre, bajó la liquidación y por eso está subiendo, cada vez que hay ruido la oferta del financiero se retira porque no sabe que va a pasar con los precios internacionales, y los exportadores no liquidan tanto».

El dólar blue cerró el martes en $1.035, su mayor valor en el último mes y medio, y acumula una suba semanal de $35

El dólar blue cerró el martes en $1.035, su mayor valor en el último mes y medio, y acumula una suba semanal de $35

«Por otro lado hay que ver los efectos de las medidas tomadas al relajar el cepo para las Mipymes, y las que eximen del impuesto a las Ganancia e IVA para la importación de insumos que realicen las Mipymes, con lo cual se ve que están buscando, en un contexto donde debería subir fuerte la oferta de dólares por la liquidación de la cosecha, alentar la demanda (de divisas) para que el tipo de cambio no quede atrasado, no se reduzca tanto la brecha y sea un poco más atractivo para los exportadores para liquidar y ellos no tengan que hacer otras cosas, léase bajar retenciones o devaluar más para poder seguir comprando dólares, alegó.

A su vez, la economista Natalia Motyl evaluó que «la subida del dólar se debe a una serie de factores, tanto locales como internacionales: entre los primeros se encuentra la liquidación del sector agroexportador, ya que una parte de esos pesos que reciben a cambio de los dólares en el BCRA se destinan a pagar gastos corrientes, lo cual es mínimo, y la otra parte va hacia una mayor demanda de dólares financieros y al informal».

«Por el lado de los factores internacionales, la escalada de tensiones en el Medio Oriente impacta negativamente en las expectativas de los inversores, generando una mayor salida de capitales en mercados emergentes como Argentina, y esto provoca mayores presiones en el mercado cambiario».

Juan Manuel Franco, economista jefe del grupo SBS concordó que «los dólares financieros subieron tanto por factores locales como internacionales, hubo fuerte caída en todos los mercados, se fortaleció el dólar, el contexto internacional presionó, y en cuanto factores locales habría caído un poco el volumen de liquidación de exportaciones».

Dólares paralelos: ¿efecto baja de tasas?

El analista financiero Christian Buteler manifestó que «hace rato que vengo diciendo que no se sostiene el valor del tipo de cambio, y la caída nominal que tuvo, frente a tanta inflación» y afirmó que la reacción alcista de los dólares paralelos es por la nueva baja de la tasa monetaria.

«Motivos para que el dólar retome su tendencia alcista sobran. No sabíamos cuando el mercado podía decir basta, porque el valor ya se estaba poniendo demasiado barato, y para mí el principal driver pudo haber sido esta baja de tasas, porque de hecho los dólares empiezan a moverse luego de esa medida. No hay instrumento que te premie para quedarte en pesos», juzgó.

Para algunos analistas, la suba de los dólares paralelos es una reacción a la reciente baja de tasas

Para algunos analistas, la suba de los dólares paralelos es una reacción a la reciente baja de tasas

De igual mirada, el economista Federico Glustein dijo que «parte de la suba de los dólares paralelos tiene su correlato con la baja de la tasa del BCRA y con factores propios de la política local, la ruptura del bloque oficialista que reduce cierto poder del presidente y un poco la confianza de algunos inversores«.

En cambio, los analistas de PPI argumentaron que «no consideramos que haya tenido influencia la fuerte baja de tasas del BCRA» en el reciente rebote del CCL «ya que el mercado lo habría pasado a precios la semana pasada».

«En nuestra opinión, confluyó una menor oferta de los exportadores con un clima internacional muy adverso para mercados emergentes. La escalada del conflicto entre Irán e Israel profundizó la tendencia de la última semana de monedas emergentes debilitándose y el dólar fortaleciendo que había surgido a partir del dato de inflación de Estados Unidos peor al esperado», fundamentaron.

Dólares paralelos: qué valor prevén para los próximos días

Ber estimó que » de continuar la mayor cautela global, los dólares financieros podrían extender el deslizamiento hacia los $1.050 / $1.100 durante la segunda quincena, aunque dentro de un proceso ordenado, ya que abundancia de dólares por la intensificacion de la cosecha asegura extender la calma a corto plazo».

«Si el clima externo se tranquiliza, en cambio los dólares financieros y libre continuarían merodeando alrededor de los $ 1.000 ya que el flujo de exceso de oferta continuaría al mando en esta etapa, y ello se complementa con el efecto descanuto (venta de ahorros) de agentes económicos para cubrir sus necesidades corrientes en medio de la dura recesión», pronosticó.

A su vez, Glustein vislumbra que el dólar blue «va a mantenerse arriba de $1.000 levemente, y posicionándose en $1.050, igual que el MEP, mientra que el CCL permanecerá debajo de los $1.100″. Y auguró: «Presumo que cuando retome el ritmo de la cosecha gruesa podría mejorar nuevamente el perfil de las cotizaciones y retomar la tranquilidad».

Para Motyl, el rumbo de los dólares «dependerá mucho de lo que suceda en el frente externo; Argentina sigue siendo un país frágil en términos financieros, por lo que cualquier evento exógeno negativo puede explicar el 60% de la variación de los mercados locales, por lo que habrá que estar atentos a cómo evoluciona la escalada de conflicto en el Medio Oriente».

«Dado que los mercados aún se encuentran expectantes ante lo que está sucediendo en el sector externo, es probable que los dólares financieros y el blue presenten una mayor volatilidad. Podríamos ver un dólar blue cercano a los $1050 / $1,070 pesos en los próximos días».

Pero estimó que hacia fin de mes el blue podría cerrar «cercano a los $1.020 si los conflictos bélicos no escalan» pero proyectó que si los enfrentamientos «se intensifican, el dólar informal podría llegar a más cercano a los $1.100 para finales de abril».

Dólares paralelos: ¿fin del veranito o suba transitoria?

A partir del contexto internacional más adverso por la tensión e incertidumbre en Medio Oriente algunos analistas vaticinan más volatilidad en los dólares paralelos, mientras que otros creen que es una suba pasajera por la menor liquidación y esperan que siga la calma ante la llegada de la cosecha gruesa.

En este marco, los analistas de PPI prevén «que esta suba del CCL sería transitoria, ya que la liquidación de los exportadores comenzará a acelerarse con la entrada de la cosecha gruesa en breve». Y avizaran que «por ende, sin grandes cambios al cepo, esperamos que la tendencia de apreciación del peso se profundice si el clima internacional acompaña», acotaron.

Por su parte, el operador Gustavo Quintana, de Pr Cambios, comentó que «esta reacción (alcista) tiene su mayor fundamento en la incertidumbre mundial derivada de la situación en medio oriente, las monedas regionales también tuvieron una reacción similar». Y opinó que «la volatilidad se ha instalado en el mercado y creo que se mantendrá por algún tiempo, hasta que todo vaya decantando».

Para analistas, el rumbo del CCL dependerá fundamentalmente de la liquidación de la cosecha gruesa

Para analistas, el rumbo del CCL dependerá fundamentalmente de la liquidación de la cosecha gruesa

De igual mirada, Menescaldi cree que «el contexto internacional va a dar más volatilidad«. Y agregó: «deberías esperar más oferta por la salida de la cosecha y eso debería reducir la brecha, pero puede ser que haya más volatilidad porque está más incierto el mundo y el precio de los commodities en particular».

Para Franco, «es temprano para decir si es un cambio de tendencia, a nivel local lo que hay que seguir es la liquidación de exportaciones, que es lo que más que nada determina el rumbo ( de los dólares) porque el cepo cambiario es muy fuerte todavía, y esto de los flujos fue lo que ayudó a que se apreciara tanto»

No obstante, el experto enfatizó que «hay que tener un ojo en el mercado internacional y en la geopolítica, ya que conflictos como el de Israel e Irán siempre presionan, porque están asociados a subas del petróleo, y si sube el petróleo, suben los costos, la inflación en Estados Unidos, tardan más en EE.UU en bajar la tasa de referencia, todo está encadenado».

A su vez, Repetto aseguró que «los dólares financieros siguen estando baratos, muy influenciados por la oferta que se está produciendo por el dólar blend que sigue existiendo, y por las restricciones que siguen para poder operar normalmente; si no tuvieras esa oferta, y no hubiera restricciones, el dólar estaría más alto», Y estimó que «en la medida que esto se mantenga así puede haber algún ajuste,  que es lógico que lo vaya habiendo,  pero cada vez se hace más difícil salir del cepo, estamos teniendo un dólar que está contenido con bastantes mecanismos que no son de mercado, y la situación internacional complicada lo dificulta más».

El experto advirtió que «si el conflicto escala y hay una demanda creciente de activos de refugio con mayor demanda global de dólares y suba de estos a nivel internacional sumado a una posible caída de precios de materias primas agrícolas por la suba del dólar, pondría más difícil el mantener el tipo de cambio tan atrasado».

Javier Casabal, estratega de renta fija de Adcap Grupo Financiero esgrimió que «luego de la fuerte baja que tuvo el CCL desde $1.300 a $1035 en solo 2 meses, lo que para los títulos en pesos permitió retornos de 25% en dolares mensuales, es natural que veamos algún rebote del CCL».

Auguran que la escalada de los dólares podría acentuarse si escala aún más el conflicto en Medio Oriente

Auguran que la escalada de los dólares podría acentuarse si escala aún más el conflicto en Medio Oriente

«El conflicto en Medio Oriente impacta sobre varios activos: Sube el petróleo, las tasas, caen los activos de riesgo y se devalúan las monedas. Pero para el peso es la gota que rebalsa el vaso. Después de tan fuerte performance en tan poco tiempo, la toma de ganancias va a ocurrir y el refugio natural son los activos en dólares menos volátiles», aseveró.

Más noticias
Noticias Relacionadas