14 C
Buenos Aires
InicioPolíticaFuerte reacción de Ucrania por una entrevista en la que el papa...

Fuerte reacción de Ucrania por una entrevista en la que el papa Francisco habla del “coraje de la bandera blanca y de negociar”

ROMA.- Como era de esperar y aunque el Vaticano intentaba hacer control de daños, las declaraciones del papa Francisco, que dijo que Ucrania debería tener “el coraje de la bandera blanca y negociar” el fin de la guerra con Rusia, causaron reacciones airadas en Kiev.

Nuestra bandera es amarilla y azul. Esta es la bandera por la que vivimos, moriremos y triunfaremos. Nunca levantaremos otras banderas”, dijo el ministro de Relaciones Exteriores ucraniano, Dmitro Kuleba, en un mensaje en la red social X en la que dejó claro el malestar de su país y que Ucrania nunca se rendirá.

“Agradecemos al papa Francisco sus constantes oraciones por la paz y seguimos con la esperanza de que después de dos años de una guerra devastadora en el corazón del Europa el Pontífice pueda encontrar una oportunidad para hacer una visita apostólica a Ucrania para apoyar al millón de católicos de Ucrania, a los 5 millones de greco-católicos, a todos los cristianos y a todos los ucranianos”, agregó.

“El más fuerte es quien, en la batalla entre el bien y el mal, se para del lado del bien en lugar de ponerlos en el mismo plano y hablar de ‘negociaciones’”, también comentó Kuleba. “Al mismo tiempo, si hablamos de bandera blanca, conocemos la estrategia del Vaticano en la primera mitad del siglo XX”, criticó, aludiendo, sin mencionar, al cuestionado silencio del Vaticano ante el horror nazi en la Segunda Guerra Mundial. “Llamo a evitar repetir los errores del pasado y a respaldar a Ucrania y a su pueblo en su lucha por sus vidas”, clamó.

La reacción de Kuleba llegó al día siguiente de la publicación de anticipos de una entrevista que el papa Francisco concedió el 2 de febrero pasado en el Vaticano a la Radio Televisión Suiza (RTS), que será emitida el próximo 20 de marzo en ocasión del lanzamiento de un nuevo programa cultural.

Para hacer “contención de daños”, Vatican News, el portal del Vaticano, no sólo publicó el texto integral de dicha entrevista, realizada para la revista cultural “Cliché” en un episodio dedicado al blanco, el color del bien, de la luz. Sino también, el director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni, salió a aclarar que el Papa no estaba llamando a una rendición de Ucrania, sino que estaba planteando, como viene haciendo desde el principio, la necesidad de un alto el fuego y de negociaciones.

“El Papa utiliza el término bandera blanca, y responde retomando la imagen propuesta por el entrevistador, para indicar con ella el cese de las hostilidades, la tregua alcanzada con el valor de la negociación. En otra parte de la entrevista, hablando de otra situación de conflicto, pero refiriéndose a cualquier situación de guerra, el Papa afirma claramente: ‘La negociación nunca es una rendición’”, explicó Bruni, según también publicó Vatican News.

En la entrevista en cuestión, el entrevistador, Lorenzo Buccella, le pregunta al Papa: “En Ucrania, hay quienes piden el valor de rendirse, de mostrar la bandera blanca. Pero otros dicen que esto legitimaría a los más fuertes. ¿Qué piensa usted?”. Y Francisco responde: “Es una interpretación. Pero creo que es más fuerte quien ve la situación, quien piensa en el pueblo, quien tiene el coraje de la bandera blanca y negociar. Y hoy se puede negociar con la ayuda de las potencias internacionales. La palabra negociar es una palabra valiente. Cuando ves que estás derrotado, que las cosas no van bien, debes tener el valor de negociar. Te da vergüenza, pero ¿con cuántos muertos acabará? Negociar a tiempo, buscar algún país que medie. Hoy, por ejemplo, en la guerra de Ucrania, hay muchos que quieren mediar. Turquía, se ha ofrecido para ello. Y otros. No te avergüences de negociar antes de que empeore”.

Aunque el Papa volvió a mostrarse dispuesto, también él, a mediar y dijo que “la negociación nunca es una rendición”, estas expresiones causaron malestar entre los ucranianos. No sólo por el término de “bandera blanca” –que suele relacionarse con la rendición-, sino, además, porque el Papa habló de “cuando uno ve que está derrotado”, es decir, aludió a la situación en el campo de batalla, en la que los rusos aparecen avanzando en el Donbass.

El embajador de Ucrania ante la Santa Sede, Andrii Yurash, evidentemente ofuscado, en su cuenta de X se preguntó si durante la Segunda Guerra Mundial “alguien habló seriamente de negociaciones de paz con Hitler con una bandera blanca”. Y remató: “La única lección de la historia es que si hoy queremos terminar la guerra tenemos que hacer de todo para matar al dragón”.

Mientras que, como todos los domingos, al final de su tradicional oración mariana del Ángelus, el papa Francisco volvió a rezar hoy por la paz en la “martirizada” Ucrania, en el Vaticano por lo bajo algunos lamentaban cómo, nuevamente, habían sido malinterpretadas sus palabras en cuanto a este conflicto.

Una fuente consultada por La Nación que prefirió el anonimato destacó que desde hace tiempo el Papa, que está muy preocupado por la ingente pérdida de vidas y la cantidad de heridos que está padeciendo Ucrania, cree que es necesario y urgente negociar un cese del fuego. Al igual que Bruni, la misma fuente subrayó que la referencia a la “bandera blanca”, que fue planteada por el entrevistador, jamás quiso significar una rendición, sino la necesidad de detenerse para realizar negociaciones para ponerle fin a la guerra antes de que las condiciones empeoren. En este sentido, mencionó no sólo las elecciones que habrá en junio para renovar el Parlamento Europeo, sino también las que habrá a fin de año en Estados Unidos, que podrían significar para Ucrania un escenario mucho más complejo que el actual.

Conocé The Trust Project
Más noticias
Noticias Relacionadas