Ca7riel y Paco Amoroso: quiénes es y cómo piensa la sociedad de trap más exitosa de 2019Espectáculos 

Ca7riel y Paco Amoroso: quiénes es y cómo piensa la sociedad de trap más exitosa de 2019

“Las cosas brillantes siempre salen de repente”, canta Gustavo Cerati en Magia. Y algo de eso hay en la historia de Ca7riel + Paco Amoroso, la sociedad que Catriel Guerreiro y Ulises Guerriero decidieron formar pasada la mitad de 2018, y que después de haber pisado muy fuerte en el festival Buenos Aires Trap y antes de coronar su primer año de vida apunta a llenar un Obras, el 20 de diciembre, mientras se consolida como una de las referencias ineludibles de la escena urbana local.

PIola, A mí no, Jala Jala, Ola Mina XD, OUKE, Mi sombra, y más recientemente McFly, fueron marcando los pasos de un ascenso a la cima del género, que enriquecen con guiños al rock argentino y al de más allá, sonidos que encajan a la perfección en el funk y el soul más puros y una falta de compromiso con las corrección política que se traduce en la libertad con que se expresan en sus canciones.

Ca7riel y Paco coinciden en caracterizar al núcleo central  de su público en el segmento que va de los 15 a las 25, en el interior de la Argentina, mientras que a la hora de hablar de Buenos Aires amplían ese mapa para incluir “cuarentañeros y cincuentañeros curiosos que vienen del palo del rock”.  

Entre un pasado vertiginoso y un futuro cargado de expectativa. El dúo apuesta a su primer Obras para abrir una nueva puerta en la escena musical. Foto: Rafael Mario Quinteros

“Hay quienes nos dicen que pensaban que el rock había muerto, pero que creen que nosotros somos su salvación“, cuenta Ca7riel. Y en eso mucho tiene que ver que el dúo no canta sobre pistas, sino que sale a la cancha con una banda con argumentos de sobra para llamar la atención. 

-Finalmente, ustedes son un producto del rock.

Amoroso: Tocábamos rock, pero terminamos en esto porque las estéticas cambian. 

-Pero el rock no siempre es permeable a lo nuevo o, sobre todo, lo distinto.

Amoroso: Lo que pasa es que con el tiempo te nutrís de mucha música distinta. Yo cuando era guacho era más cerrado: escuchábamos rock, heavy metal… Y ahora lo que menos escucho es eso.

Ca7riel: Todo cambia todo todo el tiempo, y para vivir, nosotros tenemos que adaptarnos, también. No digo para vender, sino también para crear arte. Todo el tiempo estamos recibiendo información que nuestro cerebro analiza y canaliza. 

“Cuando era guacho era más cerrado”, admite Paco Amoroso. (Foto: Rafael Mario Quinteros)

Aunque el discurso parece de a ratos ser propiedad de alguien que ya atravesó varias décadas, lo cierto es que Ca7riel y Amoroso van por los 25 y 26 años, con mucho de ese tiempo de amistad compartida. Aunque mientras el primero pasó su adolescencia en la escuela de Música José Pedro Esnaola, su amigo hacia los primeros palotes del rock fuera de cualquier institución 

-Muchos atribuyen la “explosión” del trap al hecho de que cualquiera puede hacerlo. ¿Es realmente así?

Amoroso: Hay algo de eso, pero para nosotros haber tocado rock tanto tiempo nos dio un plus de experiencia previa haciendo música. Porque si bien es cierto que hay gente que rapea increíble, por ahí pegan un tema y de golpe los suben a un escenario, sin preparación, con 17 o 18 años, y no siempre sale bien.

Ca7riel: Además, como estudiamos música tenemos un lenguaje musical que nos permite hablar con músicos de música. Ahí, en el momento de hacer nuestros temas, podemos explicarles cómo los queremos hacer. Es un idioma, y para hablarlo bien hay que estudiarlo. Se puede tocar y sentirlo, pero para conversarlo, es toda una técnica.

-¿Les costó hacerse respetar en el mundo del rock?

Ca7riel: No, no.

Amoroso: Ya no existe más eso de que te miren raro. Ahora hay bastante aceptación en general. de todo el ambiente de la música para con todo. Nos vemos bien recibidos.

“Todo cambia todo el tiempo, y nosotros, para vivir, tenemos que adaptarnos”, reconoce Ca7riel, sin complejos. (Foto: Rafael Mario Quinteros)

-¿De dónde salen las historias que cantan? ¿Son personales, las crean en función de lo que creen que quiere escuchar el público?

Amoroso: Tratamos de ser sinceros con nosotros y de hablar de cuestiones personales, relacionadas con nuestras vidas. Tratar de contar lo que nos pasa, meterle toda la profundidad que se pueda.

Ca7riel: Hablamos de lo que vivimos. Aunque por ahí hay que adaptarlo un poquito a la oreja del ciudadano. Porque hay palabras que tal vez no las entiende todo el mundo. Modismos de la gente de Capital, que por ahí la gente que no es de aquí no entiende.

-¿Cuánto hay de actuación y cuánto de pura verdad, en sus shows?

Amoroso: Yo cuando pienso que voy a cantar algo tengo en cuenta que la gente la tiene que pasar bien; se trata de complacer al público y darle un poco de lo que está esperando de uno.

-¿Qué les pasa con sus canciones cuando las ven cantadas por tanta gente, tan rápido?

Amoroso: Está buenísimo.

Ca7riel: Salvo cuando estamos en un boliche y empieza a sonar algo nuestro. Ahí yo quiero desaparecer. Es lindo cuando vas por la calle y escuchas que en algún balcón está sonando un tema tuyo, o en un auto que pasa; porque es efímero. Pero si estás en un lugar fijo, cerrado, y pasan tu tema, todos te están mirando a vos para ver cómo reaccionás. Y vos sabés que estás teniendo una cara de boludo tremenda. Es raro.

Ca7riel y Paco fueron una de las atracciones que mayor respuesta despertaron en el último Buenos Aires Trap. Foto: Martín Bonetto

-Antes mencionaban que tienen un gran público adolescente. ¿Cómo sienten que los ven los padres de esos chicos? ¿Sienten que les tienen miedo? 

Amoroso: Creo que la gente cuando nos ve, ve que transmitimos algo distinto a lo que encierra el imaginario del mundo del rap. Nosotros no hablamos de lo gangsta, de delitos o de drogas. Es cierto que nuestros shows son bastante intensos, y que estamos todo el tiempo saltando, y la gente lo vive de esa manera. 

Ca7riel: Hay una vibra de amor. Por ahí aquellos que dicen que no les gusta nunca nos vieron. Vos, cuando no sabes de algo, opinás…

Amoroso: Pero comparados con muchos otros artistas de la escena, nuestro plan es bastante light, en los mensajes que transmitimos. 

-Ustedes vienen sacando temas sueltos. ¿Sirve para algo el formato del álbum? Pensar en generar una “obra”.

Amoroso: Sirve tener un puñado de canciones, tener material nuevo para presentar.

Ca7riel: La idea de obra, a menos que seas un producto efectista que requiere de la misma fórmula siempre, no existe. Yo creo que el artista escupe lo que tiene para dar en ese momento, y el hilo conductor es su biografía. Pienso en el Flaco Spinetta. Tiene millones de discos, pero son todos distintos.

-Pero hay un hilo conductor.

Ca7riel: Pero con cosas muy flasheras en el medio, fruto de otra edad, otras vivencias, hijos…

-En dos de sus temas hay citas de Serú Girán y de Yes. ¿Por qué?

Ca7riel: Estamos en una época de hashtags, donde las generaciones entienden todo con un numeral. Y creo que tirar una onda a Serú, que es folclore argentino, o a Yes, que no tiene nada que ver con el trap, es una forma de unir mundos. Y si unís mundos, somos cada vez más.

-¿Ustedes qué escuchan?

Amoroso: De todo. A mí me gusta mucho el Chilly Gonzáles, que nada que ver con el trap…

Ca7riel: Somos bastante abiertos.

En el aire. La imagen grafica bastante bien el presente de Ca7riel y Paco Amoroso. Foto: Rafael Mario Quinteros

-Como violero tenés músicos preferidos.

Ca7riel: Me gusta el jazz, la música sin palabras. Pero yo ya no pienso la música como un violero. Me gusta bailarla, sentirla… Me gusta la música electrónica, cosas que antes me parecían una basura y que las entendí después de haberlas vivido. En cambio, ya no puedo escuchar más a Yes. Me aburre. Lo amo, es la banda que más escuché en mi vida. Pero ya me transmite poco.

-Las plataformas digitales, de algún modo diluyen la referencia del momento en que un tema fue creado. Todo va con todo. ¿Eso juega a favor de ir cambiando de modo constante?

Amoroso: Yo soy bastante obsesivo con la información. Cuando era chico me bajaba un disco por Internet, y de golpe me bajaba la discografía de todo el grupo. Después relajé un poco, y me dije que si me gustaban sólo dos temas, con eso me alcanzaba. Creo que ahora la gente se relajó así, y el artista también busca esa efectividad, que le funcione después en vivo. Porque lo cierto es que por ahí te matas haciendo un disco, y finalmente te das cuenta de que ninguno de sus temas dan para salir a tocarlo. Hay una cuestión con la poca duración de las cosas. Quizá un tema está de moda un mes y al siguiente la gente ya no lo escucha más.

-¿Se puede suponer por qué pasa?

Amoroso: Porque hay mucho contenido. El consumo de la gente funciona así. Por ahí de 10 temas nuestros escucha solo uno. Por eso también se piensa a corto plazo. Nosotros, antes del Obras pensamos en tener al menos un tema que funcionara bien, que nos iba a permitir vender entradas. Porque el plan de actuar está muy conectado con los lanzamientos y con estar despiertos y ver qué pasa afuera. Es una época en la que hay que ser muy vivo, con mucha competencia. mucha cosa pasando; y te bajan de un plumazo.

Amigos desde chicos, Ca7riel y Paco decidieron armar su sociedad a mitad de 2018, y no se arrepienten de la decisión. Foto: Rafael Mario Quinteros

Ca7riel: Yo hago temas en mi casa que son como más sensibles. En vez de ir a terapia bajo mis mambos ahí. Pero no los puedo defender en vivo, porque son un bodrio. No son efectivos para el capitalismo.

-A lo mejor sirva cuando tengan que sacar “ediciones perdidas” o “lados B”… Están trabajando mucho, ¿están ganando mucha plata?

Amoroso: Sólo vemos plata de los shows, y en algún momento nos tocará cobrar las regalías. Todavía no vimos ni un solo billete de eso. y tenemos temas que superaron los 10 millones de reproducciones. También está el merchandising. 

Ca7riel: Si estás ligado a una empresa es más fácil conseguir algo de dinero. Nosotros somos independientes. Pero pará: yo antes vivía en un lugar horrible, con ratas. No tenía wifi… Una mierda. Ahora estoy mucho mejor. 

-¿De dónde son, originariamente?

Amoroso: Villa Santa Rita, en Paternal. Después, de los 12 a los 25, me fui a vivir a La Boca, y Cato seguía allá.

Ca7riel: Somos de la última generación que jugó a la pelota en la calle.

Mirá también

-¿Cómo es el ambiente de la música urbana? ¿Hay mucha competencia?

Amoroso: Hay muy buena onda con todos. En general los artistas son buena onda. Quizá en el rock hay algo de rivalidad. Eso de el Indio- Cerati. Pero acá no pasa.

-¿Y qué pasa con el lugar de la mujer en el genero? ¿Se perciben cambios importantes?

Ca7riel: Creo que mucho tiempo no se les hizo el lugar para expresarse, y últimamente hay una ola de empoderamiento de la chicas que las hace escribir, marchar, luchar. Van tomando los lugares que antes no podían. Están copando todo las guachas. Está repiola. Es lo mejor que podía pasar.

Amoroso: El rap es algo yanqui, y allá las letras siguen siendo muy misóginas. Pero acá está cambiando, y ya no se acepta tan fácilmente. Y nosotros tratamos de cuidar mucho el lenguaje, de buscar una vuelta de rosca para bajar otra línea de contenido.

-¿Vende más hacer una letra llena de puteadas y provocaciones?

Amoroso: No sé si vende más, pero es más fácil. Es automático; al haberlo escuchado tanto y ser tan repetido, es más fácil hacer en cantidad ese tipo de temas.

-¿La situación política y social es un tema que les interese, para componer?

Amoroso: Si bien me interesa el tema, la música con contenido político nunca me gustó. Y si bien en el día a día me afecta, trato de ir para otro lado.

Ca7riel: Antes me gustaba el rap consciencia, que todo el tiempo está denunciando situaciones; pero ya me aburrió. Artísticamente ya no me nutre. Me interesa más la idea de tirar energía a las multitudes, que salten, que no necesariamente es un vaciamiento mental. Está muy claro cómo pensamos, pero no lo mezclamos musicalmente.

Mirá también

-¿Fantasean con premios como el Latin Grammy? ¿Sirven para algo?

Amoroso: La primera vez, la experiencia debe estar buena. No sé si tener la estatuita en su casa te da algo de satisfacción. Es algo de la industria. Me parece piola el hecho de ir y conocer artistas. Estás viéndola en primer plano. Pero el júbilo por el éxito que pueda tener algo que hiciste es muy poco. Al día siguiente, lo único que importan son las canciones.

A las puertas del primer Obras

-¿Cuántos temas tienen publicados?

Amoroso: Tenemos hechos como 20, entre los dos. Pero juntos tenemos unas 10 canciones.

-Van a hacer Obras. ¿Cómo se hace un show completo con esa cantidad de material?

​Amoroso: Se trata de ir acomodando las cosas, creando momentos, ver que el show tenga todos los condimentos que tiene que tener para que sean 70 u 80 minutos entretenidos.

En acción, el dúo propone una dinámica que no sabe de respiros. El 20 la pondrán en práctica en Obras. La pregunta del millón es si alguien aguantará sentado. Foto: Martín Bonetto

Ca7riel: Y muchos condimentos son externos. Laburamos con un montón de gente que sabe hacer muchas cosas que nosotros no. La puesta en escena, la iluminación, efectos, merchandising.

Amoroso: Cositas externas que hacen que cada show tenga algo especial. Este Obras tiene más tiempo de preparación, y quizá la gente puede ver las mismas canciones que vio antes pero con más recursos, con más espíritu de festival.

Ca7riel y Paco Amoroso + ATR Band presentan La celebración el 20 de diciembre, a las 20, en el estadio Obras, Av. del Libertador 7395. Desde $600 hasta $1.300, a través de Passline. El 22, el dúo junto a su banda se presentan en el festival Selina, en Bariloche. 

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados

Leave a Comment